Callejeros de la Fe, al lado de los que pasan hambre, frío y abandono en Quito

Callejeros de la fe

“Callejeros de la Fe” es un grupo pastoral de la parroquia Santa María de la Argelia, creado por nuestro ex-párroco P. Pedro de Jesús Arenas Toboso el 13 de Septiembre del 2015, eligiendo un grupo de coordinadores encargados de la planificación de las diferentes actividades que realizan, como son: la Formación Espiritual y Primeros Auxilios para poder atender casos de heridas leves que se encuentran en las personas que viven en las calles.

Los “Callejeros de la Fe” somos un grupo de misioneros voluntarios, cuyo objetivo es salir al encuentro del hermano que pasa hambre, frío, soledad, rechazo, abandono, desprecio, etc., para compartir el mensaje de la buena noticia de Jesucristo y recordándoles que Dios, nuestro Padre, los ama con infinito amor, sin mirar sus pecados, sus faltas, sus errores, sino su ser, su persona.

Ser Callejero de la Fe es ser la guía que muestre al hermano el camino para volver a la casa del Padre desde la cercanía, la escucha y la misericordia.  Es también la búsqueda del amor y del rostro de Dios en el hermano solo, triste, adolorido, abandonado, etc….

Y esto no lo podemos hacer sólo por buena voluntad, sino que la FE en Cristo nos lleva a salir cada viernes al encuentro del hermano a partir de las 19:00 pm hasta las 02:00 am recorriendo diferentes sectores de la ciudad de Quito en donde nuestros hermanos viven y duermen en las calles; es a ese grupo vulnerable a quienes llevamos alimentos para aplacar su hambre y sed.

También les otorgamos vestimentas según sea su necesidad, que es generosamente donada por las personas de nuestra parroquia. De la misma manera repartimos alimentos a las personas que se encuentran en las salas de espera de emergencias de los hospitales.

En el tiempo que hemos estado realizando nuestra misión hemos conseguido, con la bendición de Dios, retornar a una madre de familia que vivía en la calle con su hija de 4 años a su hogar reuniéndola con el resto de su familia; además se bautizó a sus dos tiernas hijas con apoyo de nuestra parroquia.

Actualmente, estamos con el seguimiento de dos casos de personas que han decidido dar un cambio a sus vidas, dejando sus vicios del alcohol y drogas y se encuentran en dos centros: Grupo AA “Pichincha” y El Centro de Vida, casos que nos motivan a seguir adelante pues el mensaje está llegando a nuestros hermanos de la calle.

Fortalecidos con la participación de diferentes grupos juveniles de otras parroquias, siervas religiosas y pasantes universitarios, se hace más llevadera nuestra misión.

Dios bendiga a todos quienes deseen apoyarnos, pues hay mucha obra social que hacer y solo con corazones misericordiosos lo lograremos.

Christian López

(Integrante del grupo  “Callejeros de la Fe”)

111

Callejeros de la fe (2)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *