Fallece el P. Salvador Elcano Esáin

salvador-elcano

Savador-elcano
Lamentamos comunicar el fallecimiento del P. Salvador Elcano Esáin. Nuestro hermano Dehoniano ha pasado sus últimos momentos como religiosos en nuestra Comunidad de Puente la Reina.

Nacido en 1960 celebró su Ordenación Sacerdotal en 1989. Entre otros cargos ha siso Superior Local de nuestra Comunidad en Bahía de Caráquez, lugar donde también fue párroco de la Iglesia Sagrado Corazón de Jesús. En Quito también estuvo como misionero. Seguro que desde Ecuador recuerdan hoy a nuestro hermano. También fue misionero en la República Dominicana el Congo.

Tengamos presente al P. Salvador en nuestra oración al Padre de la Misericordia y a su madre la Virgen María.

Rogad por su eterno descanso.

4 comentarios

  1. A la Comunidad de Puente la Reina, y a la de los PP. Reparadores.
    Soy Alejandro Sánchez Ongay. Me ha avisado mi madre de que había una esquela de un sacerdote de Puente la Reina.
    Deseo trasladar mis condolencias por el fallecimiento del P. Salvador Elcano. Tuve la gran fortuna de compartir con él algunos pequeños momentos de conversación en la cafetería de la Clínica Universitaria de Navarra. Las circunstancias de la vida están plagadas de coincidencias y tenemos un compañero común, al que admiramos y queremos, que nos cuida y apoya, con humanidad y cariño.
    Hacía mucho tiempo que no nos veíamos. Ni siquiera compartimos vida colegial. No importa. Y eso que yo sólo le paso tres años. Quiero trasladar también mis ánimos más afectuosos a toda la familia reparadora, con quien tengo contraída una deuda que no podré pagar nunca. Y en la esperanza que nos transmitís, quiero albergar mi deseo de paz y bien para él, y que descanse en paz. Veo, por vuestra nota, que ha tenido una vida de dedicación absoluta a los demás, y recuerdo gratamente las palabras que, como he dicho, hace poco tuvimos en Pamplona. Por allí coincidí también con el P. Francisco Asenjo y el P. Artemio López, a los que envío mi más caluroso recuerdo y saludo.
    Que Dios le acoja en su seno y le dé la recompensa del cielo.
    Un cordial saludo.

  2. Las Religiosas de la Asunción de México que conocimos al Padre Salvador, nos unimos a ustedes en esta separación física de nuestro hermano Salvador, pues eso fue para nosotras; un hermano muy cercano y querido. En verdad nos duele mucho, sabiendo que la muerte es un momento hermoso, por nuestro regreso al Padre, pero no por eso deja de ser dolorosa esta separación física. Damos gracias a Dios por haberlo conocido y por haber compartido la misión con él.
    Seguras de que Dios lo ha acogido con un abrazo tierno y amoroso, nos confiamos a su intercesión y a su vez oramos por él, como es debido.
    Con mucho cariño, les enviamos un abrazo fraterno a los hermanos, especialmente a los que hemos conocido y oramos por ustedes.
    Esperamos pronto nos alcancen en México.
    Bendiciones.

  3. Añado a lo dicho anteriormente, que también me uno sentimentalmente a la familia del P. Salvador.
    La pérdida de un ser querido nos deja “marcados”, pues con él se va también parte de nuestro corazón. O dicho de otra manera, el corazón guarda su recuerdo para siempre: porque nos ha querido y porque le hemos querido.
    Ánimo. Y que Dios os dé fuerzas y alivio.
    Alejandro

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *