Jesús Baena scj: Cine, por si no las viste en el 2010 (1ª parte)

A los críticos de cine en general les gusta cuando el año está dando sus últimos coletazos o por el contrario empezando su camino, hacer una lista con lo mejor y lo peor del año, en cuanto a pelis se refiere. El dos mil diez no ha sido un año de grandes películas, más bien ha sido bastante pobre si comparamos la cantidad de películas estrenadas con la calidad de muchas de ellas, pero aún así siempre podremos rescatar unas cuantas que nos sorprendieron o que colmaron nuestras expectativas. Nosotros no somos críticos sino simples aficionados, pero no por ello vamos a dejar de dar nuestra opinión y gustos. Quizá no diferirán mucho del sentir común; da igual, aunque como en toda lista siempre hay mucho de subjetivo y gusto personal. En cualquier caso puedes escribir las tuyas que me encantará leerla.

Aprovecho el momento para invitar a los lectores y seguidores del blog a realizar sus comentarios, sugerencias y críticas con libertad. Quizá os gustaría tratar una película en particular o invitarme a que vea un clásico o recién estrenada y que hablemos sobre ella. A pesar de mis limitaciones con internet y mis breves conocimientos estoy dispuesto a hacer un poco más viva nuestra sección de cine, intentaré escribir sobre cosas actuales y sobre clásicos, y podemos arriesgarnos a realizar comentarios sobre alguna serie de televisión que os mole. Ya veremos.

Sin más aquí van algunas de las pelis que más me han gustado del pasado año…
Posiblemente, la cinta blanca es la película más cruda, lúcida y devastadora que se pudo ver en España a lo largo de 2010. Con un elenco sencillamente insuperable, el último relato del polémico Michael Haneke, experto en dejar aturdido al espectador, nos adentra en los terribles y misteriosos acontecimientos que azotan una población alemana poco antes de que estalle la primera gran guerra.
Una de las grandes sorpresas del año fue ese relato tan descarnado, intenso y emocionante, como el que logra orquestar Jacques Audiard en Un profeta. Extraordinario Tahar Rahim en la piel de un joven delincuente de poca monta, que debe transformarse en otra ¿persona? para sobrevivir en la cárcel. Sí, superior a la notable ‘Celda 211’.
El afortunado salto a la comedia de Fatih Akin fue otra de las mayores sorpresas del pasado año, que tuve la suerte de ver en uno de los viajes de avión hacia La India. La vida de Zinos gira en torno a su novia y su restaurante, el Soul Kitchen, así que cuando ella debe marcharse, él decide dejar el local a su hermano, recién salido de la cárcel, lo que da pie a numerosas situaciones desternillantes. Con el género por los suelos, machacado por los norteamericanos, se agradece este soplo de aire fresco. Quizá sea esta la peli que menos os suene, pero merece la pena. (Continuará…)
 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *