P. Bruno: “Existen muchas familias sin vivienda y sin lugar donde reconstruir”

P. Bruno Roque Dos Santos (Ecuador)
P. Bruno Roque Dos Santos

El p. Bruno Roque Dos Santos es el párroco de la parroquia ‘La Merced’ de Bahía de Caráquez, localidad afectada por el pasado terremoto vivido en Ecuador. Desde allí nos cuenta cómo van las ayudas y cómo se va adaptando la gente al nuevo panorama que presenta la ciudad. Un lugar por reconstruir y que no debemos dejar en el olvido.

¿Cuál es la situación en estos momentos?

– Han pasado ya tres semanas desde el desastre del terremoto y la situación se sigue mostrando devastadora. La ciudad en ruinas, con edificios que se cayeron por la fuerza del terremoto y otros más que se vieron comprometidos con fallas en sus estructuras se van demoliendo día a día con las máquinas. Empiezan a darse ya los primeros casos de enfermedades en la piel y al sistema respiratorio debido al fuerte sol, al polvo y los cambios de temperatura por las noches, en especial para las cientos de familias que aún duermen en las calles, en carpas improvisadas con plástico y cartones. Algunas personas lo perdieron todo y otras tantas por el temor de entrar a sus casas debido al peligro que generan las paredes cuarteadas, los pisos rotos o las más de mil réplicas que se han registrado hasta el momento, muchas de ellas con magnitudes superiores a los 5 pts.

Hay varios sectores que aún no cuentan con electricidad, en especial en la parte alta de Bahía de Caráquez y el abastecimiento de agua potable aún no se puede concretar debido a fallas y cortes en las tuberías que traen el suministro desde el cantón Bolivar.

Se han contabilizado en nuestro cantón un poco más de 20 muertes por causa directa del terremoto y otras cuantas que se han ido dando en días posteriores por diversos motivos que bien pudieran estar ligados a los efectos del sismo, puesto que son muertes de personas de la tercera edad en gran parte.

La cifra oficial de los muertos por el desastre ronda las 800 personas y los daños materiales se pueden contar por millones.

¿Qué tipo de ayuda es con la que cuentan?

Bahía de Caráquez
Bahía de Caráquez

– Los damnificados cuentan con ayuda principalmente en el aspecto de recibir alimentación y agua para beber en casi todo el cantón y demás lugares afectados, dichas ayudas se están realizando ahora por parte del Comité de operaciones emergentes, que está formado por varios entes de gobierno.

Aparte de eso, también se está brindando amplia cobertura en salud de manera ambulatoria en cada sector del cantón con brigadas que llegan de diferentes partes del país y el extranjero. El sistema de salud local se ha visto colapsado por la destrucción sufrida en los dos hospitales de la ciudad y por esto se hace indispensable que los diversos sectores reciban atención primaria en salud, para justamente descongestionar los hospitales improvisados con los que se cuenta actualmente.

¿Saben si ya ha llegado material desde España?

– No somos conscientes de algún tipo de ayuda material que esté llegando desde España. Sin embargo, nuestro superior, p. José Luis Munilla, está haciendo una campaña en España para recaudar fondos que servirán para la reconstrucción de nuestras obras y familias afectadas.

Usted que se encuentra allí ¿qué es lo que más hace falta?

Por ahora la situación se encuentra más o menos estable en el asunto de alimentación y atención prioritaria al menos en el tema de salud.

Sin duda que el agua potable o para beber es un problema que el terremoto ha agigantado pues en nuestra ciudad siempre se ha sufrido por el suministro de agua. Esperamos que de manera pronta se solucione el problema de la electricidad.

El reto más grande va a ser el de la reconstrucción de la ciudad, pues según las inspecciones que se están realizando en cada casa se está dando inicio a un proceso de demolición que terminaría con el setenta por ciento de las edificaciones de la ciudad.

Las instalaciones con las que cuentan la Congregación ¿están sirviendo de almacén de ayuda o de recepción de damnificados?

– Las instalaciones propias de la congregación, en este caso la Domus Cordis en Leonidas Plaza ha servido de centro de acopio y distribuciones de raciones alimenticias, medicinas, material para albergues, agua para beber y agua potable; en la parroquia La Merced se ha realizado igual trabajo durante una semana y media de la tragedia, luego de esto todo ha pasado a manos del COE que son quienes se han hecho cargo ahora de atender a las necesidades de los sectores afectados. Solo administramos aguas, pañales, plásticos y algunas colchonetas. En la Iglesia La Merced se han estado albergando varias familias que perdieron sus casas en el terremoto.

El Comedor Padre Dehon aunque tenga algunos daños por el desastre sigue atendiendo con alimentación los niños de la zona.

¿Se va a desarrollar algún tipo de campaña o actividad para lograr ayuda en la zona esta semana?

– La empresa privada está firmando importantes convenios de ayuda con la arquidiócesis de Portoviejo para poder ayudar con alimentación y vivienda a los sectores mas damnificados. Es todo en cuanto se puede saber de momento puesto que las organizaciones gubernamentales siguen con el recogimiento de información más específica para ir dando los pasos siguientes

¿Sabe cuáles van a ser los primeros pasos para la reconstrucción?

Bahía de Caráquez
Bahía de Caráquez

– Se está iniciando el proceso de demolición de edificaciones que tomará las próximas dos o tres semanas y mediante el cual, debido a lo devastador del terremoto, desaparecerán ciudadelas y barriadas enteras, ya que se encuentran en zonas de alto riesgo.

Es un porcentaje muy alto el de las familias que quedan sin vivienda y de momento sin lugar donde reconstruir, pero hasta que no se termine este primer proceso no se podrán emprender los siguientes pasos, en los que se espera poder contar con financiación del gobierno central, de la empresa privada y ONGs para realizar la reconstrucción de la ciudad pronto.

El COE está estudiando posibilidades de al menos dos grandes albergues para sacar las personas de las casas mientras se espera una solución definitiva para esas personas que perdieron todo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *