Sínodo de los Obispos sobre los jóvenes

Sinodo 2

Hoy ha tenido lugar una Misa solemne, presidida por el Papa Francisco, con la que se ha dado inicio a la XV Asamblea del Sínodo de los Obispos dedicado a los jóvenes.

“Los jóvenes, la fe y el discernimiento vocacional” son los pilares de este encuentro que comienza hoy y finalizará el próximo 15 de octubre. Ya en su carta, el Papa Francisco recordó a los jóvenes que “también a ustedes Jesús dirige su mirada y los invita a ir hacia Él”.  Y les reclamó que “no tengan miedo de escuchar al Espíritu que les sugiere opciones audaces, no pierdan tiempo cuando la conciencia les pida arriesgar para seguir al Maestro”.

Durante la homilía de hoy, el Papa Francisco ha indicado que “sabemos que nuestros jóvenes serán capaces de profecía y de visión en la medida que nosotros, ya mayores o ancianos, seamos capaces de soñar y así contagiar y compartir esos sueños y esperanzas que anidan en el corazón (cf. Jl 3,1)”.

Así el Pontífice ha indicado que “la esperanza nos interpela, moviliza y rompe el conformismo del ‘siempre se hizo así’ y nos pide levantarnos para mirar de frente el rostro de nuestros jóvenes y las situaciones en las que se encuentran”. En este sentido, ha indicado que hay que revertir las situaciones de precariedad, exclusión y violencia “a las que están expuestos nuestros muchachos. Nuestros jóvenes, fruto de muchas de las decisiones que se han tomado en el pasado, nos invitan a asumir junto a ellos el presente con mayor compromiso y luchar contra todas las formas que obstaculizan sus vidas para que se desarrollen con dignidad. Ellos nos piden y reclaman una entrega creativa, una dinámica inteligente, entusiasta y esperanzadora, y que no los dejemos solos en manos de tantos mercaderes de muerte que oprimen sus vidas y oscurecen su visión”.

Cuestionario

Para la preparación de este Sínodo se ha recogido un cuestionario en el que se planteaban reflexiones en forma de preguntas a los jóvenes y a los organismos responsables de la acción pastoral. En España, más de 5.000 jóvenes de 33 diócesis, 6 movimientos y cinco congregaciones han contestado a este cuestionario. Su resultado se expone en un documento que puedes leer aquí.

En este cuestionario se extraen diferentes datos, como por ejemplo que sobre la escucha de la Iglesia, un 60% de los casos se sienten escuchados, aunque valorarían una mayor salida de las estructuras para que se les escuche. También, en este sentido, han hecho autocrítica y agradecido sus esfuerzos.

Los trabajos del Sínodo se desarrollarán en tres unidades de trabajo bajo los epígrafes de “Reconocer: la Iglesia en escucha de la realidad”, “Interpretar: fe y discernimiento vocacional”, “Elegir: caminos de conversión pastoral y misionera”.

El Sínodo es un tiempo de escucha, de trabajo y de discernimiento. Francisco tratará de responder a los jóvenes después de escuchar a los obispos en el Sínodo.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *