TERCER DOMINGO DE ADVIENTO

“Desbordo de gozo con el Señor, y me alegro con mi Dios”

 

“Estad siempre alegres”. Alegraos porque viene el Señor. Ya se acerca su venida, su nacimiento. Estás son las consignas que se nos lanzan en este tiempo de Adviento, y concretamente hoy, en las lecturas que escuchamos. El Señor está cerca, cada vez más. Esto debe ser motivo de gozo y alegría. Nuestro mundo se alegrará y se regocijará. Todo cambiará. Ojala que este Adviento y toda nuestra vida sea un alegrarnos por la presencia continua de nuestro Dios en nosotros.

Isaías 61,1-2a.10-11: Desbordo de gozo con el Señor
Interleccional: Lucas 1,46-54: Me alegro con mi Dios.
1Tesalonicenses 5,16-24: Que vuestro espíritu, alma y cuerpo, sea custodiado hasta la venida del Señor
Juan 1,6-8.19-28: En medio de vosotros hay uno que no conocéis.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *